VITÓRIA, Brasil, 09 February 2017 /PRNewswire Policy/ — El presidente del Sindicato de Conductores de Autobuses de la ciudad de Guarapari, Wallace Barão, fue encontrado muerto a tiros dentro de un coche en la mañana de este jueves (9), en Vila Velha, estado Espírito Santo. Tras la muerte del sindicalista, los conductores decidieron ponerse nuevamente en huelga en Vitória, capital del estado. Los autobuses habían vuelto a circular esta mañana.

Espírito Santo se enfrenta al sexto día de paralización de policías militares, lo que ha generado una grave crisis en la seguridad pública.

El presidente del Sindicato de Conductores de Autobuses de Espírito Santo (Sindirodoviários), Edson Bastos, informó que los autobuses volvieron a los garajes y remarcó que solo volverán a circular cuando la seguridad sea restablecida en el estado. “El gobierno nos prometió seguridad. En algunas terminales de autobuses había efectivos del Ejército, pero en otras no. Algunos de los conductores fueron amenazados con armas de fuego. No podemos trabajar así”, dijo Bastos.

Número de asesinatos

La Secretaría de Seguridad Pública del estado aún no tiene un balance de los incidentes ocurridos el Espírito Santo desde que familiares de policías militares empezaron a manifestarse frente a los batallones.

Jorge Emílio Leal, presidente del Sindicato de los Policías Civiles de Espírito Santo (Sindipol), informó que desde el último sábado hasta la mañana de este jueves se registraron en el estado 105 homicidios, la mayor parte de los cuales en Vitória.

SOURCE Agência Brasil – Empresa Brasil de Comunicação S/A – EBC